Baila para mí


Ya no soy Nadie, vuelvo a la realidad
me desgarro por dentro al ver
que mi legado se queda en nada
en una caja de cartón caben mis deseos
Soy Turel en la soledad de un desierto
quemado por el fuego de ignominia
liberado del peso de ser quien no soy
el invierno ha congelado mi corazón
La guerra toca a mi puerta y la abro
apunta a mi cabeza mi antiguo yo
perdido en la ira de su desesperación
miro sus ojos y veo su desepción
Dispara, le grito, pero su mano temblorosa
me ayuda a entender el mundo cruel que lo abrazó
Nadie muere en el intento por salvar nuestra alma
Dios quiera que su alma esté en paz
LLoramos su muerte y esparcimos sus cenizas
rezando a cada Dios que lo haya protegido
no hay vuelta atrás, su legado es la ira
que comulgamos día tras día en su recuerdo
Nadie ha muerto, porque era su destino
ahora solo queda Turel, dando lo mejor de sí mismo
la pistola en mi frente, la veo siempre en el espejo
recordandome que mi vida carece de valor y sentido
LLoré la muerte de Nadie, pues fue mi creación
ahora no es necesario que las lágrimas mojen su recuerdo
ahora es Turel el que se enfrenta a la desidia
al olvido, a la traición, al desconsuelo de un beso deseado
Turel vuelve, pero ya no es el mismo, pues sus deseos
ocupan una caja, escondida en un armario, sin rencor
Turel no muere y renace para encontrar la paz
aunque esa paz sea la soledad del hermitaño
Turel ha vuelto, pero sin esperar nada
su vida se quebró el día que la luna iluminó su cara
moriré en el recuerdo de algunos, que amaron a Turel
Soy la sombra de un recuerdo y eso es la verdad
Entiendo tu alegría, el fracaso siempre ayuda
recuerda que lo que fuí y lo que nunca seré
mis palabras son cuchillos que cortan la piel
ya sabes que soy un sádico sin una masoquista
Soy la marioneta del destino, donde nunca
se encuetra el destino que busco,
Solo soy un instrumento para hacer pensar
soy tu peor enemigo, soy el que te hace dudar
Recomendaciones del Autor

El deseo perdido

Cuando el deseo cae al abismoperdiéndose en la oscuridadel vacío se adueña del dia a diaconvirtiendo mi ser en un fantasma. Así nace la melancolía de algo perdidosin saber … Leer más

Depresión

Demos la bienvenida a la depresiónartista sin igual, conocida por todoscapaz de convertir la pasión por vivirpor el letargo de una muerte en vida. Aplaudida en todos los teatros … Leer más

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.